remarusa@hotmail.com

Inclusión de género

El desarrollo necesita a las mujeres. Parte de la apreciación de la relación subordinada de las mujeres como consecuencia del análisis de las relaciones entre mujeres y hombres en situaciones dadas, teniendo en cuenta otras posiciones vitales como la pertenencia a un grupo social, étnico, de edad, etc. Promovemos la eficiencia y la identificación de oportunidades para mejorar la redistribución de género y la equidad en las políticas, proyectos y programas de desarrollo. Esto implica que las necesidades de las mujeres ya no se analizan de manera aislada, sino que se convierten en parte integral de un análisis de las relaciones de género en hogares, comunidades e instituciones.

Buscamos el “apoyo y el empoderamiento” de las mujeres y los grupos desfavorecidos, incluida la satisfacción de las necesidades prácticas de género para garantizar la alimentación, la vivienda, el agua y la autosuficiencia económica.

Desafiamos el modelo de desarrollo dominante, exigiendo un desarrollo humano, sostenible y equitativo que supere las desigualdades estructurales a través del poder de la movilización comunitaria.

Creemos que tanto mujeres como hombres deben participar en la identificación, diseño e implementación de sus propios proyectos sociales.

En REMAR el valor de la mujer es muy importante en el desarrollo y participación de nuevas oportunidades de crecimiento, las mujeres son de gran estima como dice Proverbios 31:10: “la mujer ejemplar, su valor supera al de las piedras preciosas”.

La morada Bolivia

Una ciudad para niñas y mujeres diseñada exclusivamente para brindar el apoyo necesario para lograr la rehabilitación, la socialización, la formación y en términos generales la mejora de las condiciones de vida de las niñas y mujeres maltratadas. La construcción de la ciudad para niñas y mujeres contiene espacios facilitadores como áreas sanitarias, recreativas, educativas, de formación y habitacionales.

Taller para mujeres en Bolivia

Pretendemos que las mujeres que acuden a nuestros centros puedan ser dirigidas de tal manera que no se encuentren en una situación similar a la que las trajo, para que a partir de su estabilización se inicie un proceso en el que se intenta orientar a la mujer hacia la obtención de una situación formativa con talleres de costura, panadería, pastelería y otros que conduzca a la superación personal.

¡Ayúdanos! Donar aquí

¡Tu colaboración hace la diferencia!

Últimas noticias